El “Drilling” ayuda a memorizar, entrenar, automatizar y dominar estructuras de lenguaje.